Proyecto de reforma en el exterior e interior del edificio Illacuna

Proyecto de reforma en el exterior e interior del edificio Illacuna

OIC Penta ha llevado a cabo un proyecto de reforma en el exterior e interior del edificio número 56-70 de la calle Llacuna de Barcelona, propiedad de la inmobiliaria Colonial. Junto a los arquitectos de CBRE Berta Rovira, Marta Tarrío y Javier Martínez y bajo la supervisión de la jefa de obra Núria Selva, los trabajos han implicado la remodelación completa del vestíbulo en todo su interior, mientras que en el exterior del edificio se rehízo el muro cortina y se confeccionó un pórtico iluminado en la entrada de 8 metros de altura.

En OIC Penta somos conscientes de que las primeras impresiones son importantes, algo que resulta especialmente significativo cuando se trata de un espacio de negocios. El edificio Illacuna, situado en los números 56-70 de la calle Llacuna de Barcelona, acoge cada día a trabajadores del distrito 22@, centro tecnológico de referencia de la Ciudad Condal. Es de vital importancia que se sientan cómodos y, por ello, hemos desarrollado una reforma con el objetivo de que cada vez que entren por la mañana su energía se cargue al máximo.

Este edificio de oficinas está situado en la zona conocida como Eix Llacuna, a medio camino entre la transcurrida Avenida Diagonal y la tranquilidad de la playa de Bogatell. Presenta una superficie de 20.500m2 y está formado por tres edificios con distintas plantas. Su estilo vanguardista juega con los volúmenes de los distintos niveles, lo que se traduce en una sensación de ligereza y dinamismo visual.

 

 

La originalidad del edificio demandaba la misma característica para su vestíbulo. Por esta razón, se ha realizado la reforma de la planta baja utilizando la técnica del muro cortina. 

 

Muro cortina, elegancia y eficiencia

En su exterior, la reforma del edificio Illacuna se caracteriza por el uso del muro cortina. En el ámbito de la construcción destaca por ser un sistema de fachada autoportante, generalmente ligera y acristalada, independiente de la estructura resistente del edificio, la cual se construye de forma continua por delante de ella.

Un muro cortina está diseñado para resistir la fuerza del viento, así como su propio peso. Se construyen mediante la repetición de un elemento prefabricado modulado que incluye los elementos necesarios de protección, apertura y accesibilidad.

Este recurso constructivo se traduce en transparencia y reflejo del conjunto arquitectónico de los edificios. En su exterior crea un juego de luces y sombras capaz de cautivar a cualquier persona. Crear una buena impresión en ese primer contacto con el edificio es fácil cuando se
utiliza un muro cortina.

Además de su elegancia, cabe destacar la eficiencia del muro cortina. Dadas las cualidades de sostenibilidad del aluminio y el vidrio, ambos reciclables y con una extensa vida útil, supone una solución respetuosa para el medio ambiente. Este sistema también es capaz de mejorar notablemente el comportamiento energético de un edificio.

 

Otros proyectos con muro cortina

El muro cortina fue la técnica utilizada también en el proyecto de construcción de OIC Penta en la fachada del edificio situado en Travessera de Gràcia, número 18-20. Una obra diseñada por el equipo Octavio Mestre Arquitectos y ejecutada por OIC Penta bajo la supervisión de nuestra jefa de obra Nuria de Mesas.

 

¿Te interesaría realizar la reforma de la fachada o el interior de unas oficinas? En OIC Penta somos expertos en mejorar la funcionalidad de los inmuebles. ¡No dudes en contactar con nosotros!

Imágenes: Kris Moya Studio

Write a Reply or Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pulse el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies